Hospital Regional Universitario Carlos Haya Malaga Hospital Regional Universitario Carlos Haya Malaga Hospital Regional Universitario Carlos Haya Malaga
 
  • Sitio
  • Web
Estas aqui >   Comunicación > Sala de Prensa > Año 2021

Ver Artículo

19

Más de 26 neurocirujanos se forman en técnicas que benefician la recuperación precoz de los pacientes

Profesionales del servicio de Neurocirugía del Hospital Regional Universitario de Málaga han organizado un curso dirigido a profesionales de la unidad para potenciar la cirugía mínimamente invasiva en patologías de columna vertebral. Al mismo han asistido como docentes, además de profesionales del centro malagueño, expertos de los hospitales Ramón y Cajal y de Manises.

Cada año, profesionales de este servicio realizan más de 100 intervenciones de este tipo. El responsable de la formación, Antonio Carrasco, señala que “prácticamente la totalidad de los procedimientos realizados sobre columna vertebral dorsal y lumbar se realizan mediante procedimientos de cirugía mínimamente invasiva”. Asimismo, recuerda que el centro dispone de la última tecnología para realizar dichos procedimientos, como el TAC intraoperatorio o la neuronavegación.

El curso, con una duración de dos días, está dirigido a facultativos especialistas de Neurocirugía para que adquieran las competencias necesarias para el aprendizaje y perfeccionamiento de técnicas quirúrgicas mínimamente invasivas sobre la columna vertebral.

Para la realización de estos procedimientos quirúrgicos se requiere de una curva de aprendizaje larga promovida por profesionales con dilatada experiencia, en la que se requiere una formación teórica, prácticas sobre modelos anatómicos, en cadáver y cirugía en vivo.

“Durante años, la cirugía sobre la columna vertebral ha ido evolucionando con la idea de conseguir el mismo objetivo que con la cirugía clásica o abierta, pero realizándolo con incisiones mínimas, evitando así el daño sobre la piel, ligamentos y músculos”, agrega el neurocirujano.

En este sentido, alerta de que a través de la cirugía mínimamente invasiva se puede intervenir toda la patología de la columna vertebral, como hernias discales, procesos degenerativos, deformidad, fracturas y patología tumoral.

Así, reconoce que los beneficios de este tipo de cirugías son múltiples para la recuperación del paciente. “Supone una menor pérdida de sangre durante la cirugía, menos dolor postoperatorio, menos riesgo de infección, la posibilidad de que exista movilización precoz y una menor estancia hospitalaria”.

Publicado en: Año 2021
Datacontrol Tecnologías de la Información