Hospital Regional Universitario Carlos Haya Malaga Hospital Regional Universitario Carlos Haya Malaga Hospital Regional Universitario Carlos Haya Malaga
 
  • Sitio
  • Web

Pág. Actualizada/ Revisada:
21/10/2020

Text/HTML

Intranet

Estas aqui >   Comunicación > Premios

Premios a los Profesionales del H.R.U. Carlos Haya.

07

Cirujanos maxilofaciales del Hospital Regional de Málaga (primero por la izquierda, Juan Francisco Granadaos)

El Colegio de Médicos de Málaga ha reconocido, con el primer premio de comunicaciones presentadas en 2016, el trabajo que han realizado estos profesionales en colaboración con cirujanos e ingenieros de Alicante y Canarias

Desde hace un año, la Unidad de Gestión Clínica de Cirugía Oral y Maxilofacial está utilizando prótesis de titanio personalizadas, de diseño y producción nacional, en el tratamiento quirúrgico de la patología severa de la articulación temporo-mandibular, con buenos resultados y un menor coste frente a las prótesis de titanio personalizadas que existen en el mercado.

La experiencia en el tratamiento quirúrgico de esta patología ha sido reconocida con el primer premio en la convocatoria del Colegio de Médicos de Málaga a la mejor comunicación presentada en foros nacionales e internacionales en 2016. El estudio se presentó en el 23 Congreso Europeo de la Asociación Europea de Cirugía Maxilofacial y Craneal celebrado en septiembre en Londres.

La comunicación premiada es un estudio comparativo entre las distintas alternativas quirúrgicas que actualmente existen para la sustitución de la articulación temporo-mandibular, y una nueva prótesis de titanio personalizada diseñada y producida en colaboración con el Instituto Tecnológico de Canarias y cirujanos maxilofaciales del Hospital Universitario San Juan de Alicante.

La patología severa de la articulación temporo-mandibular – ya sea por anquilosis, fracturas, o por procesos oncológicos – origina una gran limitación de la funcionalidad, tales como la imposibilidad para masticar, o dificultad para hablar, lo que conlleva una gran afectación de la calidad de vida del paciente. En estos casos el tratamiento suele ser quirúrgico con el objetivo de restablecer la funcionalidad de la articulación, que en función de la severidad puede ser desde un lavado de la misma, hasta la sustitución completa de la articulación, como última opción.

Desde mediados de la década de los 90 hasta la actualidad, el tratamiento quirúrgico para sustituir la articulación se hace bien mediante injertos de cartílago de las costillas, o con una prótesis de titanio estándar. Sin embargo, en los últimos años han surgido nuevas prótesis personalizadas, también de titanio, que se adaptan totalmente a la anatomía del paciente y son más efectivas.

Las prótesis personalizadas tienen ventajas sobre las estándar en que son más efectivas, y la recuperación de la funcionalidad es mayor y más rápida, consiguiendo en dos semanas una mejoría sintomática y funcional. Asimismo, en relación a la sustitución mediante injertos, las ventajas son la reducción del tiempo de intervención, menos complicaciones posquirúrgicas, y menor tiempo de estancia hospitalaria.

El reemplazo completo de la articulación aporta una solución biomecánica, ventajas quirúrgicas y funcionales, y disminución del tiempo de posoperatorio. Al año, puede haber tres o cuatro pacientes con esta patología que presenten un estado tan avanzado de disfuncionalidad que exija la sustitución de la articulación, como última opción.

Para los cirujanos maxilofaciales malagueños el objetivo era implantar un proceso de producción de prótesis personalizadas a un costo menor de las que existen en el mercado, y disminuir el tiempo de producción de las mismas. Así, con la tecnología y producción hecha en España, se ha conseguido reducir el coste y disminuir a la mitad los tiempos de producción.

Hasta ahora se han implantado estas prótesis en tres pacientes – con edades entre 40 y 50 años con una patología de origen tumoral – en un estadio de funcionalidad severa con muy buenos resultados, aunque en palabras del médico residente de quinto año de Cirugía Maxilofacial, Juan Francisco Granados, “Aunque se ha conseguido un alto grado de funcionalidad, recuperación de la cosmética facial y recuperación casi inmediata de las funciones de la mandíbula, es necesario un estudio de vigilancia a largo plazo para confirmar los buenos resultados obtenidos a corto plazo”.
 

 

 

Datacontrol Tecnologías de la Información